Se terminó la semana señores. Hasta el lunes

_________________________________________________________________

Capítulo 22: Crees que eres impresionante? Destruido de un golpe

El ambiente en el banquete era bastante fervoroso. Incluso la princesa Gouyu tenía una expresión muy solemne en su cara. A pesar de que parecía indiferente en la superficie, ella estaba todavía bastante sorprendida en su corazón.

Después de todo, no era una buena cosa para la familia real si el duque del Altísimo Dragón se volvía cada vez más poderoso.

Especialmente esa Long Juxue. Si ella realmente entrase en la secta Sol Púrpura, entonces su desarrollo futuro sería ilimitado. Aunque la princesa Gouyu había sido aclamada como un genio del dao marcial en el reino, nunca había atraído la atención de cualquiera de las sectas ocultas y maestros solitarios.

Jiang Chen era muy atento, y con sólo una mirada descuidada, había deducido la mayor parte de las luchas internas de la princesa Gouyu.

“Je je, ella es sólo una persona con un poco más de talento, eso es todo. El camino del dao marcial es como escalar un abismo. Los que tienen un mejor potencial pasan a subir un poco más rápido que otros. Pero si cometen el más mínimo error y se resbalan, ellos también caerán a la tierra hechos pedazos. Todo es todavía en vano si uno tiene solo talento y no la disposición correcta”.

Su voz no era ruidosa. Parecía como si estuviera tanto murmurando para sí y explicando algo a Zhiruo Oriental.

Sin embargo, un oyente que escucha con el corazón entendería este sentimiento. Una extraña luz se disparó de los ojos de la princesa Gouyu al oír esas palabras. Su mirada pasó por el rostro de Jiang Chen, y de repente pensó que este joven de lengua venenosa no era tan desagradable después de todo.

“No, ¿cómo podría simplemente perdonar a este chico de esta manera?” La princesa Gouyu suprimió inmediatamente ese poco de buena voluntad.

Jiang Chen se estiró con pereza e hizo un puchero, “Por lo tanto, los alardes se han presumido y la maravilla se ha demostrado, eso debería ser suficiente ¿verdad? Cuando será servida la comida? Estoy tan malditamente  hambriento que mi pecho está tocando mi espalda!”

Él no había suprimido su voz al decir estas palabras. Sonaban como los estruendosos descontentos de un joven dandy.

Pero, cuando era expresado en tal ocasión, era bastante irritante.

Long Zhaofeng quería originalmente explayarse elocuentemente, pero se sintió muy presionado de hacerlo cuando fue interrumpido por una voz inesperada.

¿Pero qué podía hacer? No podía echar a Jiang Chen para darle una paliza.

Este Jiang Chen nunca había sabido cómo elegir el momento adecuado. Para alguien que incluso se había atrevido a soltarse un gas en los Ritos del Culto Divino, proclamar esas pocas estúpidas afirmaciones parecía estar en consonancia con su estilo.

El duque del Altísimo Dragón estaba un poco aliviado al pensar en esto. “Este niño nació con daño cerebral. Es realmente una buena cosa, ya que al duque de Jiang Han le resultará aún más difícil construir sus cimientos con un hijo tan inútil. Debería ser más fácil convencerlo de entregar la tierra con la vena espiritual más adelante”.

El descontento interno de Zhao Longfeng fue eliminado después de una ronda de auto comodidad. Se rió, “Sí, sí. Mis disculpas por mantener a todo el mundo esperando, vamos a empezar el banquete! Todo el mundo esté a gusto. Por favor coman. ¡Beban!”

Sin embargo, la mirada de Long Juxue examinó a Jiang Chen. Un rastro oculto de una maliciosa sonrisa apareció en ese hermoso perfil cuando pensaba en los acontecimientos que habían ocurrido en el Salón de Curación.

“¡Esperen! La mansión rara vez está tan llena, sobre todo con la presencia de los principales organizadores de las Pruebas del Dragón Oculto. Hay tantos herederos de los ducados presentes hoy, ¿por qué no se unen a la diversión? Permitan que todo el mundo vea lo que han aprendido hasta el momento en la vida como entretenimiento para el banquete!”

Era evidente por el tono de Long Juxue que ya había asumido la identidad de un discípulo directo de la secta Sol Púrpura, y ya había se había puesto a sí misma en el mismo nivel que  los principales organizadores de las Pruebas del Dragón Oculto.

“Qué maravillosa sugerencia!”

“Jaja, muy bueno. Si exhibimos nuestro talento frente a un futuro discípulo directo de la secta Sol Púrpura, quizá la señorita Juxue escribirá una recomendación para nosotros a la secta si lo desea”.

“¡Eso tiene mucho sentido! Jaja, parece que hay que mostrar plenamente nuestros talentos frente a la señorita Juxue hoy”.

“Justificaría a los esfuerzos de toda una vida si somos agraciados con la sonrisa de una mujer hermosa.”

Armado con los recuerdos de su vida pasada, Jiang Chen tenía una gran intuición. Cuando sintió que la mirada de Juxue pasó por su rostro, sabía que la mujer le estaba apuntando.

La princesa Gouyu era tan sensible como Jiang Chen. A pesar de que no estaba al tanto de por qué Jiang Chen y Long Juxue estaban en conflicto entre sí, con su ingenio y astucia, ¿cómo no iba averiguar la situación? Long Juxue realmente no se había molestado en ocultar sus intenciones.

Pateó a Jiang Chen debajo de la mesa, murmurando en voz baja, “Mocoso, ten cuidado! Long Juxue te tiene en la mira”.

Jiang Chen estaba un poco desconcertado. Desde cuando la princesa Gouyu estaba preocupada por sus asuntos? ¿Ella no quería darle una paliza?

Despreocupadamente se metió una fruta en la boca, riendo con indiferencia. “¿Por qué apuntaría hacia mí? ¿Cómo podría un bueno para nada como yo, que ni siquiera haría daño a una mosca, amenazar a alguien nacido con una constitución superior?”

Gouyu sentía muy agotada al ver la pereza de Jiang Chen. Conocerás que el poder de Long Juxue cuando haga de ti el tonto más tarde.

De hecho, Long Juxue rió y se dirigió a la mesa de Bai Zhanyun, “Amigos, el hermano Bai y el hermano de Hong parecían haber entrado en conflicto al inicio con el heredero de Jiang Han, el hermano Jiang. ¿Por qué no aprovechar esta oportunidad para aprender algo el uno del otro? Nosotros los practicantes del dao marcial eliminamos enemistades con una sonrisa. Todas las relaciones se basan en nuestros puños. ¿No están todos de acuerdo?”

Bai Zhanyun se alegró por estas palabras y de inmediato se levantó. “Sí, la señorita Juxue tiene bastante razón. Sólo se forma verdadera amistad después de una pelea. Jiang Chen, qué opinas acerca de conocernos mejor el día de hoy?”

“Hermano Bai. Yo, de la familia Hong también estaría encantado de conocer a Jiang Chen. ¿Por qué no voy primero?”

“Usted dos hermanos mayores, ustedes son los herederos de los cuatro grandes ducados; ustedes no apartarán nuestros deberes de nosotros ¿verdad? Yo, Yan Yiming, siempre he estado fascinado por el hermano Jiang Chen”.

Estos hombres estaban excitados tontamente cuando escucharon a Long Juxue decir que todas las amistades se formaban en base al entrenamiento. Finalmente tuvieron una excusa perfectamente justificable para vencer a Jiang Chen y humillarlo severamente. Esta era una oportunidad que no se presentaría de nuevo.

En ese momento, los otros duques prominentes habían recibido señales del duque del Altísimo Dragón y se unieron a las burlas.

“Sí, sí, el tiempo pasará para nosotros los viejos anticuados un día y será el turno de la generación más joven ocupar nuestros lugares. Es una oportunidad única para que nuestros herederos puedan aprender unos de otros y fortalecer sus amistades! Esto también mejora el ambiente del dao marcial en el Reino Oriental. Qué gran, gran cosa!”

“Ciertamente. Los jóvenes son la futura esperanza del reino. Si son fuertes, entonces el reino es fuerte!”

Alrededor de diez duques se habían unido a la multitud en el lapso de un momento. Todos ellos expresaron opiniones afirmativas, sosteniendo aún más adulaciones de acuerdo.

Yan Yiming era extraordinariamente orgulloso y juntó las manos en un gesto falso. “Jiang Chen, nosotros tuvimos un mal entendido antes. ¿Por qué no entrenar un poco y llegar a conocernos mejor. Tal vez incluso podemos llegar a ser buenos amigos después de una pelea?”

Finalmente había llevado a su provocación directamente a la cara de Jiang Chen.

Jiang Chen suspiró con resignación y arrojando las nueces que tenía en la mano. Él respondió de una manera despreocupada, “Yan Yiming, verdad? Si yo fuera usted, no metería mis narices en este asunto. Con su posición y potencial, no está destinado a ser la estrella de esta noche. ¿Por qué molestarse en pavimentar el camino de otros? Si da un paso en falso, quedará sujeto a la vergüenza”.

“La vergüenza?” Yan Yiming rió arrogantemente. “Jiang Chen, habla francamente si estás asustado. Si estás dispuesto a inclinar la cabeza a modo de disculpa y rogar en el suelo por perdón, voy a considerar perdonarte”.

“Disculparme?” Jiang Chen se levantó con pereza. “Yo, Jiang Chen, ni siquiera sé cómo se escribe la palabra ‘disculpa’. Pero pronto se averiguarás lo equivocado que estabas. ¿Que acabas de decir? Tener una ronda de combate? Entonces, vamos a hacerlo”.

Jiang Chen escogió un lugar al azar en la zona vacía al lado de la sala principal.

“Je je, sigue fingiendo Jiang Chen! Un débil de tres meridianos de Qi Verdadero se atreve a ponerse adelante, estoy impresionado por tu coraje.” Yan Yiming sonrió con sarcasmo y dio un paso hacia adelante. Su seis meridianos de Qi Verdadero surgieron en cuanto él construyó un aura impresionante, tratando de aplastar a su oponente a través del solo el aura.

“Deja de fanfarronear! Si quieres atacar entonces hazlo, quiero comer después de la pelea. ¿Crees que ha sido fácil quedarme con hambre durante tanto tiempo?” Jiang Chen no prestó atención a la postura de Yan Yiming.

“Jiang Chen, pretendes tener un as bajo la manga cuando sólo tienes apenas tres meridianos de Qi Verdadero. Estas pidiendo morir. Cómete mi puño!”

Ya que era un encuentro amistoso y princesa Gouyu estaba presente, Yan Yiming no invocó las artes marciales tradicionales de su familia, sino que utilizó la técnica Palma Nube Amatista del método Qi Amatista Oriental.

Seis meridianos de Qi Verdadero eran el más alto plano de existencia en el reino intermedio. Cuando activó sus seis meridianos de Qi Verdadero en combinación con un magnífico gesto de la palma de la mano, su aura era tanta que incluso agitó el polvo suelto y las rocas pequeñas.

Yan Yiming saltó hacia arriba, su cuerpo ligero como una pluma. Luz púrpura emanaba entre el movimiento de sus manos y múltiples imágenes residuales de palmas aparecido. Eran como el florecimiento de las flores del ciruelo, agitando el suelo en gran celebración. La vista abrumaba los espectadores.

“Las sombras de la palma llenan el cielo como pájaros vuelan hacia el césped. Las flores de ciruela caen. ¿Quién hubiera pensado que Yan Yiming hubiera practicado la Palma Nube Amatista hasta la cima de la perfección! Que increíblemente raro”.

“El heredero de Yanmen hace honor a su reputación. No es de extrañar que aparezca en las filas de los diez primeros!”

Aplausos sonaron en ese momento. Incluso Bai Zhanyun y Hong Tiantong miraron a Yan Yiming con una mirada seria, sumido en sus pensamientos.

El nivel de su formación estaba en su mayoría probablemente a la par con ellos, simplemente a juzgar por esta muestra de la Palma Nube Amatista. Este Yan Yimin era en realidad algo!

“Eh. ¿Cómo se atreve Jiang Chen a hacerle frente con unos meros tres meridianos de Qi Verdadero.” Bai Zhanyun rebosaba con la necesidad de ver inmediatamente a Jiang Chen golpeado hasta que escupa sangre.

Rodeado por las sombras de las palmas que llenaban el aire, Jiang Chen era como una sola canoa a la deriva en la corriente. No parecía haber una forma en la que él sería capaz de evitar ser tragado por las sombras de palma.

La sonrisa de un ganador se tornaba cada vez más visible en la cara de Yan Yiming.

Y en este momento, Jiang Chen hizo su movimiento.

En pocas palabras, Jiang Chen simplemente dio un paso adelante a la ligera. La princesa Gouyu había estado observando la pelea con ojos solemnes, y este único paso causó que una extraña mirada destellase a través de sus ojos.

Porque, Jiang Chen había salido con una precisión infalible y aterrizó en el punto singular en el que el aura de Yan Yiming era más débil, el área en la que sus ataques estaban más presionados y que era más difícil de cubrir.

Esta era la apertura más pequeña, y sin embargo era como si Jiang Chen lo había previsto y tomó ese maravilloso paso cuando Yan Yiming se precipitó hacia él.

Al mismo tiempo, el brazo de Jiang Chen se elevó ligeramente, y con un movimiento de su mano empujó hacia arriba un dedo.

Una sonido perforador cortó a través del aire como un meteoro corriendo a través de los cielos.

La gente no sabía de dónde vino, y a donde iba.

Un grito agónico sonó en el momento siguiente, y las numerosas sombras de la palma de pronto se dispersaron como las ramas dañadas y las hojas marchitas. El gallardo y ligero cuerpo de Yan Yiming repente se precipitó hacia el suelo en una caída severa, como un peso muerto.

Un porrazo sólido!

Fue una caída tan dura que hasta el suelo vibraba sutilmente!

Este impacto causó incluso que los espectadores sintiesen una picazón en sus huesos.

El otro protagonista, Jiang Chen, ligeramente sacudió las manos y suspiró. “Para alguien que miraba hacia abajo a los tres meridianos de Qi Verdadero, de hecho pensé que eras algo. Pero, ¿quién sabía que ibas a ser destruido por un solo golpe! Bah, tan malo. Decepcionante, bastante decepcionante”.

Silencio. Un desolador silencio reinaba.

En este momento, estar en silencio era mucho mejor que haciendo un sonido!

<Cap. Anterior                                                                                                                    Cap. Siguiente>

Anuncios