Capítulo 76: Él es mi novio

“¡Hermano mayor Lawrence, ven conmigo, te daré los artículos que necesitas!” Phoebe le dijo a Lawrence, al parecer un poco aburrida después que Han Shuo no respondió a la ronda de sarcasmos que directamente arrojo sobre él. Han Shuo solo bebió trago por trago de agua con un rostro torcido.

Antes de que se fuera, los ojos claros de Phoebe miraron viciosamente a Han Shuo mientras su cuerpo de detuvo, “Si no tienes prisa, entonces espera un momento”.

Han Shuo levanto su cabeza para mirar a Phoebe, percibiendo claramente su ira reprimida. Recordando que los materiales para su Filo Cazador de Demonios seguían en sus manos, asintió inmediatamente con resignación.

Phoebe condujo a Lawrence a un lado. Fabián miro a Han Shuo con una mirada extremadamente extraña después de que se marcharon, preguntando con sorpresa, “Bryan, pensar que solo eres un chico de los recados en la Academia para la Escuela de Magia Babylon. Mi dios, pero eres tan fuerte, ¿Que está ocurriendo?”

“No mucho. Oh cierto, este Lawrence es parte de la academia de guerreros en nuestra Academia, un caballero sargento muy ordinario, pero la Señorita Phoebe tiene la fuerza de una maestra de la espada. ¿Cómo podrían tener estos dos el mismo maestro?” Han Shuo estaba muy perplejo cuando le pregunto a Fabián.

Aunque los caballeros y los espadachines podían entrenar la misma aura de pelea, Lawrence era meramente un caballero sargento, mientras que Phoebe tenía la fuerza de una maestra de la espada mientras entrenaban bajo el mismo maestro. La diferencia entre ambos era simplemente muy grande, particularmente cuando Han Shuo había escuchado claramente de sus bocas que Lawrence era el hermano discípulo mayor y Phoebe era solo la hermana menor. Esto hizo sentir a Han Shuo que era incluso más extraño.

“No estoy muy seguro sobre situación de la joven señorita. Solo soy un personaje insignificante en el Gremio de Comerciantes Boozt. Solo había escuchado que la joven señorita estaba estudiando en el extranjero antes de que el Maestro del Gremio falleciera, y que solo regresaba una o dos veces por año. Si no fuera por el hecho de que el Maestro del Gremio falleció repentinamente, probablemente la Señorita Phoebe no se habría quedado tan de repente.

Lawrence solo apareció recientemente. Su relación es ciertamente muy cercana, pero tampoco tengo la forma de responder a tus preguntas”. Fabián miro disculpándose a Han Shuo mientras explicaba.

Han Shuo no pregunto más después de su explicación, simplemente asintió y frunció el ceño en contemplación.

Después de un rato, Phoebe y Lawrence una vez más se pararon en la puerta. Phoebe miro a Fabián y lo instruyo, “Fabián, muéstrale a mi hermano mayor Lawrence la puerta por mí. ¡Tengo algunas palabras para hablar con el Sr. Bryan en privado!”

“¡Si, señorita!” Fabián se levantó, sabiendo cómo comportarse en una situación delicada y camino hacia el exterior.

“Bryan, Estoy muy feliz de verte aquí. Si quieres ganar algunas monedas de oro de más en el futuro, encuéntrame en cualquier momento. Sin embargo, pienso que ya no las necesitas más. Muy bien, te veo después Bryan, pienso que tendremos muchas oportunidades de encontrarnos en el futuro”. Lawrence miro significativamente a Han Shuo, riendo levemente y siguió a Fabián.

Cuando los dos se retiraron, Phoebe entro con un rostro frio y le echo un vistazo a Han Shuo después de sentarse, resoplando ligeramente, “¡Como te atreves a volver aquí nuevamente!”

“¿Y por qué no me atrevería?” la ceja de Han Shuo se levantó, sin tomar nada mientras miraba a los ojos de Phoebe. “No he hecho nada en contra de mi conciencia, sin mencionar que usted aun me debe de la última vez. Mientras me de los materiales que prometió y el mineral de oro negro, ¡Me iré inmediatamente y no volveré a hacer negocios con usted nunca más!”

Phoebe golpeo su mano sobre la mesa y miro furiosa a Han Shuo, “Tu, ¡Como te atreves a demandar cosas de mi! ¡Maldita sea, tú me violaste y fui lo suficientemente amable como para no matarte!”

“Mentira, ambos, usted y yo estábamos influenciados por el afrodisiaco entonces. Yo fui el que la arrastro fuera del Gremio, de lo contrario hace mucho que usted ya estaría muerta. Sin mencionar que realmente no le hice nada a usted, de otra forma no la habría llevado al rio”. Han Shuo estaba verdaderamente enojado ahora. Había trabajado toda la noche y no solo no había ganado nada, sino que había sufrido una paliza de sus manos. Esta Phoebe no dejaría de lado ese asunto, ¿en verdad estaba tratando de evitar el pago?

Phoebe saco su espada larga con un chasquido y miro enfurecida a Han Shuo. Han Shuo también golpeo bruscamente la mesa e inmediatamente se levantó, mirando ferozmente a Phoebe, parecían querer entrar en una pelea tan pronto como los dos estuvieron en desacuerdo.

Los dos se miraron el uno al otro y mantuvieron esa posición durante casi un minuto. Phoebe curveo su labio y metió su espada larga de nuevo en su funda con otro sonido de chasquido. Giro su cabeza, sin mirar a Han Shuo y dijo fríamente. “¿Qué quieres exactamente?”

“Muy simple. Voy a comprar los otros materiales de acuerdo con la estimación que me dio y deme el mineral de oro negro que me debe. De esta manera nuestras deudas estarán resueltas y no tendremos nada que ver uno con el otro en el futuro. Ya no realizare ninguna estúpida transacción con usted nunca más”. Han Shuo se sentó con un rostro oscurecido y bebió el agua de la copa frente a él con un sorbo, diciendo decisivamente.

“¡Tu maldito, idiota egoísta. Aquí, tómalo todo y lárgate de aquí!” Phoebe sintió una involuntaria oleada de rabia al oír las palabras de Han Shuo mientras una furia incontrolable se mostraba en su expresión. Retiro de forma irritada un gran paquete de objetos de su anillo espacial y lo estrello sobre la mesa, arrojándolo frente a Han Shuo, manteniendo una mirada dura hacia Han Shuo.

“Eh, usted lo preparo todo, ¿Por qué no lo dijo? Estábamos perjudicando nuestra amabilidad por nada”. Han Shuo había planeado tomar los objetos y retirarse, pero miro que los objetos estaban empacados ordenadamente. Había una extraña pieza de mineral, contenida en un frasco transparente, con las palabras “oro negro” escritas en él. Parecía que Phoebe hacia mucho se había preparado para su llegada y no había planeado retirar su palabra.

Pero lo que Han Shuo no podía unir en su mente era que desde que Phoebe no había planeado retirar su palabra, porque había llegado con un temperamento tan explosivo y le dijo que no tenía planeado darle nada. Esto era bastante desconcertante, y Han Shuo no podía darle ningún sentido.

“Deme su tarjeta de cristal, transferiré la cantidad apropiada de monedas de oro en su tarjeta. Heh heh, En realidad no tenía ningún otro asunto y solo quería tomar lo que se me debía”. Han Shuo sonrió torpemente, pero aun así puso el paquete de objetos en su anillo espacial, después hablo con Phoebe, un tanto avergonzado.

Aun sin ver apropiadamente a Han Shuo, Phoebe tenía un rostro de fría arrogancia y dijo rígidamente, “No hace falta. No soy tan miserable como tú. Son solo tres mil quinientos oros… tómalo como un regalo. No dejes que te vea en el futuro, ¡Solo vete!”

Viendo que ella era tan sarcástica y burlona, el rostro de Han Shuo se congelo y asintió, tirando la pieza de mineral de oro negro que había extraído el día anterior. Dijo fríamente, “No me gusta deberle favores a extraños. Tome esto como una compensación por la compra de sus otros minerales. Adiós Señorita Phoebe, no voy a hacer negocios con usted en el futuro”.

Justo cuando Han Shuo estaba a punto de salir decididamente de la habitación, Phoebe de repente perdió su compostura y se levantó, mirando a Han Shuo con una expresión perdida. Sus sabios ojos estaban llenos de debilidad y cansancio. Hablo con una voz desolada, “¿Tú vas a tratarme como una extraña desde ahora?”

Encogiéndose de hombros, Han Shuo dijo con naturalidad y sin restricciones, “Desde que a usted no le importa tratarme como un amigo, Yo, por supuesto, no me impondré descaradamente a usted”.

Han Shuo sonrió naturalmente después de esas palabras y comenzó a caminar hacia fuera, pero Phoebe de repente lo llamo ligeramente antes de que el saliera por la puerta, “¡Espera!”

Volviendo su cabeza para mirar a Phoebe, Han Shuo pregunto calmadamente, “Señorita Phoebe, ¿que otro asunto hay aquí?”

La expresión de Phoebe era un poco rara. Bajo su cabeza y pensó en silencio un poco, pero cuando levanto su cabeza, una buena mitad de la debilidad y el cansancio se habían desvanecido. Su mirada directa hacia Han Shuo la hizo sentir muy extraña. Incluso curvo sus labios y revelo un rastro de una sonrisa, preguntando, “Bryan, ¿quieres decir que ya me viste como una amiga?”

Asombrado, Han Shuo asintió y respondió con toda naturalidad, “Por supuesto, hemos pasado por dos experiencias de vida y muerte en el Gremio de Comerciantes Boozt, sin mencionar que me ha ayudado en varias ocasiones. ¡Ya la considero como una amiga, pero usted no está dispuesta!”

“¿Quién dice que no estoy dispuesta, huh? Aparte de las transacciones monetarias, ¿eres tan desalmado con todos tus amigos?” las expresiones de Phoebe habían regresado a la normalidad ahora y tenían algunos rastros de interés humano comparado con sus expresiones normales remotas y distantes, uso la misma actitud que había usado con Lawrence justo ahora cuando hablaba con Han Shuo.

“Desde luego que no”. Han Shuo respondió.

Han Shuo podía sentir claramente que las palabras de Phoebe estaban impregnadas de sinceridad y preocupación. Se sintió un poco tocado en su interior, y sus expresiones faciales se volvieron más tiernas. Después de pensar cuidadosamente, Han Shuo sintió que las palabras de Phoebe deberían estar bien. Frunció su ceño y le dijo a Phoebe, “Entonces, ¿Qué crees que debo hacer?”

“¡Elimina a Grover junto a mí, de otra forma nunca tendremos días de paz!” El encantador rostro de Phoebe se enfrió mientras mordía sus palabras.

Meditando por un poco, Han Shuo de repente sintió que quizás una vida instalada en el peligro era más adecuada para que el rompiera a través. Su vida había sido muy simple y monótona antes, talvez un estímulo adicional la haría más interesante. Además de eso que Phoebe había dicho, si la amenaza de Grover no era eliminada, realmente se encontraría con problemas interminables.

Después de reflexionar un poco, Han Shuo dijo resueltamente, “¡Muy bien, se lo prometo!”

“Entonces, acompáñame al banquete personal celebrado por el Gremio esta noche. Varios de los ancianos fundadores estarán presentes en este banquete”. El encantador rostro de Phoebe se alegró al ver que Han Shuo había aceptado, e inmediatamente abrió su boca con una pregunta.

“¿Eh, un banquete celebrado por tu Gremio? ¿Qué voy a hacer allí?” Han Shuo se detuvo y pregunto.

“Ganar la buena voluntad de los otros ancianos fundadores y tomar precauciones contra los planes de esa vieja cosa. Bryan, Necesito tu ayuda, ¿Tu acabas de decir que somos amigos, cierto?” Phoebe miro directamente a Han Shuo y pregunto.

Repentinamente tuvo la sensación de que había abordado en un barco pirata y estaban a punto de tomar ventaja de él, Han Shuo se sintió un poco extraño. Pero de hecho tenía que admitir que los dos eran amigos de acuerdo a las intenciones de Phoebe. Era incapaz de volver atrás ahora, solo podía apretar sus dientes y estar de acuerdo.

Exclamando suavemente, Phoebe dijo feliz, “Maravilloso, espera un momento y le pediré a un sastre que te confeccione un traje que se adapte a ti. También necesito enseñarte algunas cortesías básicas de los nobles. Ya he aprendido de Lawrence que tú eres de la Academia de Magia y Fuerza Babylon. Eh… Pienso que probablemente no estás muy versado en esa cosas”.

Lanzando una mirada malhumorada hacia ella, Han Shuo dijo, “Yo era un chico de los recados, pero eso fue en el pasado. ¡No hay nada de malo en eso y nada que no pueda ser hablado!”

“¡Lo siento Bryan, yo realmente no quise decir nada con eso, en verdad!” Phoebe estaba un poco agitada y rápidamente se disculpó con genuinidad.

“No se preocupe, dígame, ¡Yo escuchare cuidadosamente!” Han Shuo sacudió su mano con indiferencia indicándole a Phoebe que comenzara.

“¡Esto, esto es mineral de hierro negro!” Era como si Phoebe acabara de descubrirlo al mirar el mineral de hierro negro que Han Shuo había puesto sobre la mesa. Miro con asombro a Han Shuo. “Tú en realidad tienes mineral de hierro negro, ¡Al parecer en verdad quieres forjar la mejor arma!”

“¡Absolutamente!” Han Shuo respondió con firmeza.

Phoebe le dio a Han Shuo una visión general de las cortesías básicas de la nobleza. Han Shuo comprendió que para subir a un nivel más alto en este mundo, el de hecho debía tener un entendimiento de tales modales. Por lo tanto, escucho dócilmente las descripciones de Phoebe e incluso trato de hacer algunos de los gestos básicos de cortesía de acuerdo a las demandas de Phoebe.

Cuando la noche cayo, Han Shuo ya se había puesto el traje que Phoebe había preparado específicamente para él y actualmente lo limpio muy bien. Siguió por detrás a Phoebe y cabalgo en un carruaje para llegar por tercera vez al Gremio de Comerciantes Boozt.

Muchos carruajes lujosos y opulentos estabas estacionados en el frente de las puertas y los guardias habían sido cambiados. Eran dos caras desconocidas para Han Shuo. Cuando Phoebe y Han Shuo descendieron del carruaje, caminaron dentro con la facilidad de la experiencia sin tener que saludar a los guardias. Phoebe dirigió el camino pasando por dos corredores y aparecieron en la entrada del salón de banquetes.

“Sobrina Phoebe, este es un banquete privado de nuestro Gremio, ¿no te parece muy inapropiado que lo hayas traído?” La mano de Grover sostenía una copa llena de un de fino vino y él estaba en el frente de la puerta, estaba conversando deliciosamente con una pareja que obviamente parecían ser ancianos del gremio. Cuando miro a Phoebe y a Han Shuo entrar, primero miro con hostilidad a Han Shuo y entonces se dirigió a Phoebe.

“¡Tío Grover, El Sr. Bryan no es un forastero!” Phoebe aclaro sus labios y rio ligeramente, mirando a Han Shuo con cierta timidez mientras explicaba.

“¿Oh? Entonces querida sobrina, ¿puedes decirme porque no es un forastero?” los ojos de Grover se entrecerraron mientras media a Han Shuo con ojos venenosos como serpientes, hablando siniestramente mientras lo hacía.

“¡Él es mi novio!” Phoebe echo su cabeza hacia atrás, mirando a Grover directamente a los ojos sin miedo mientras decía orgullosamente.

Anuncios