Capítulo 160: No deberías haberme perseguido


Después de abandonar el patio trasero, Han Shuo enfocó inmediatamente su concentración. Aunque tenía a Lisa entre sus brazos, su velocidad seguía siendo tan rápida como un rayo mientras avanzaba a lo largo del camino.

Era mediodía, pero no había peatones en el camino durante un invierno tan helado. Añadiendo a esto, el hecho de que los soldados habían estado volteando la Ciudad Valen de adentro a afuera en los pasados dos días, los civiles se escondían en sus casas y no se atrevían a salir fuera. Por lo tanto, la figura veloz de Han Shuo se destacaba a lo largo del camino.

Dos Caballeros Gryphon que patrullaban en el aire apuraron sus grifos y detectaron la figura de Han Shuo. Los grifos gritaron mientras los caballeros alzaban sus lanzas de tres metros de largo y volaron hacia Han Shuo.

“¡Hay grifos en el aire!” El rostro de Lisa estaba congelado por la fría mordedura del viento invernal. Levanto su cabeza de su posición en el agarre de Han Shuo y noto la persecución de los dos Caballeros Gryphon, expresando rápidamente un recordatorio a Han Shuo.

“¡Lo sé, no te preocupes!” Han Shuo desde hace mucho había notado la persecución y le respondió en voz baja a Lisa sin un cambio en su expresión. Su cuerpo continuó corriendo rápidamente a través de las calles mientras su mente giraba, buscando las formas para reaccionar.

Han Shuo había estado recordando todos los lugares que habían pasados en el camino a Lawrence, Ahora que habían sido descubiertos por los Caballeros Gryphon, Han Shuo estaba pensando rápidamente en las formas de salir.

No podía exponer el bastión del Manto Oscuro, así que no podía volver allí en ese momento. Ahora que había miembros de la Legión Gryphon patrullando la Ciudad Valen y dos Caballeros Gryphon en el aire habían puesto su mira en ellos, tenía que sacudírselos rápidamente o encontrar un lugar para matarlos. De lo contrario, más problemas descenderían rápidamente hacia ellos.

Mientras sus pensamientos corrían, Han Shuo cambió repentinamente de dirección y no se lanzó a entrar y salir de los callejones. Corrió en la dirección de una parcela de árboles, circulando su yuan mágico, haciéndolo de una manera que parecía tener una fuente ilimitada de energía. La velocidad de su carrera fue más rápida que las expectativas de los dos caballeros.

Los dos caballeros habían planeado aterrizar tan pronto como Han Shuo dejara la cubierta de las casas y asesinarlo. ¿Quién pensaría que Han Shuo aceleraría como si estuviera montando un feroz y oscuro caballo tan pronto como dejo el área, cogiéndolos con la guardia baja?

Sin embargo, los caballeros naturalmente tenían una ventaja al estar en el aire. Cuando recuperaron su compostura, apuraron a sus grifos hacia adelante para alcanzar a Han Shuo y rodearon alrededor de los árboles, fijando sus miradas en Han Shuo.

Ya estaban a unos cuantos li de donde vivía Lawrence. Han Shuo había observado un poco en ese momento y noto que solo esos dos caballeros lo perseguían, por lo que no se preocupó demasiado. Su cuerpo se detuvo tan pronto como entró en la cubierta de los árboles y de repente se detuvo completamente, balanceando a Lisa encima de él para que ella se colocara en su espalda.

“¡Sujétate fuerte y no te sueltes, pase lo que pase!” Han Shuo ordenó en voz baja.

Ella asintió con la cabeza dócilmente y dijo con firmeza, “Entiendo. No voy a dejarte ir incluso si muero”.

“No te preocupes, no seremos lo que van a morir”. Han Shuo consoló a Lisa con confianza y sacó una firme y flexible cuerda de su anillo espacial. Ató firmemente a Lisa en su espalda para evitar que ella se deslizara a medio camino. Han Shuo agarró el Filo Cazador de Demonios en su mano derecha después de hacer todo eso y miro fríamente a los dos Caballeros Gryphon que flotaban sobre sus cabezas, preparándose para asesinar a dos hombres y a sus dos bestias.

“¡Vamos a ver a dónde vas a correr ahora!” Un Caballero Gryphon se echó a reír desdeñosamente, sacudió su afilada lanza en su mano y hundió sus talones en el grifo bajo él de una forma extraña.

El grifo dando vueltas en el aire de repente grito extrañamente y se zambullo hacia Han Shuo. Las dos garras de metal del grifo podían desgarrar un búfalo. Mientras se zambullía así hacia Han Shuo, el aura formada por su enorme cuerpo y la fría y reluciente lanza del caballero eran suficiente para aturdir a un enemigo hasta dejarlo sin sentido.

El otro Caballero de Gryphon movió su montura más cerca de Han Shuo, pero no hizo un movimiento inmediatamente. La arrogancia y el desdén en su rostro parecían indicar que tener uno de los dos era más que suficiente para hacerse cargo de Han Shuo, y que sus atenciones no eran necesarias en absoluto.

La actitud de Han Shuo era distante y remota mientras se mantenía firme sin moverse, mirando fijamente la zambullida del caballero y el grifo. Un bastón de hueso blanco de repente apareció en su otra mano cuando las garras de metal de grifo estaban rozando las copas de los árboles y Han Shuo lanzo rápidamente el hechizo “Niebla Oscura”

Con los efectos de la mejora del bastón de hueso blanco, el área de cobertura del hechizo “Niebla Oscura” de Han Shuo había aumentado en un tercio, envolviendo completamente un área que medía diez metros de diámetro.

“¡Ugh, maldita sea, no puedo ver nada!” El Caballero Gryphon rugió furiosamente, algo de pánico era evidente en su tono de voz.

Había perseguido a Han Shuo todo el tiempo y había sido testigo de la velocidad de Han Shuo con sus propios ojos. Esa agilidad era algo que solo un espadachín fuerte debía poseer, y una espada en forma del Filo Cazador de Demonios había aparecido en su mano cuando alcanzado las copas de los arboles. Su postura se parecía completamente a la de un espadachín.

Sin embargo, cuando realmente llegó la pelea real, un bastón de hueso blanco repentinamente aparecido en las manos de Han Shuo y lanzo un hechizo de “Niebla Oscura” en un pestañeo. Esto sorprendió enormemente al Caballero Gryphon, que había caído en la trampa de Han Shuo.

El Caballero Gryphon que se había lanzado exclamó con asombro, alertando a su compañero de que algo estaba mal. Su acompañante se movió rápidamente, intentando acercarse para rescatar a su compañero.

Era muy tarde.

Una línea de un extraño fuego rojo incandescente resplandeció sorprendentemente a través de la densa, niebla oscura. Era como si no hubiera sido afectada en absoluto por el hechizo “Niebla Oscura”, mostrando un arco que agitaba el corazón y trazando un largo y sangriento camino.

El grifo grito extrañamente de dolor mientras el caballero gritaba con voz ronca, los gritos se elevaron casi al mismo tiempo que aquel atrayente, fuego rojo. Salieron gritos que golpearían con miedo en los corazones de las personas mientras la larga y sangrienta línea se pintaba a través del área de niebla oscura.

Fue solo hasta que ese extraño fuego rojo se extinguió, que los gritos desesperados de la agonía finalmente callaron.

El otro Caballero Gryphon que había llegado a la zona escuchando los gritos con su cuero cabelludo hormigueando con entumecimiento. No podía ver lo que estaba ocurriendo y sólo podía repetir frenéticamente sus preguntas, “Camper, ¿qué pasa? ¿Qué está pasando?”

Siguió gritando, pero no se atrevía a acercarse a la neblina negra. Solo observo desde la distancia.

La “Niebla Oscura” era un hechizo que tomaba efecto rápidamente y también se dispersaba rápidamente. A medida que el frío viento soplaba, la niebla negra, que se había formado rápidamente, se desvaneció en un corto período de tiempo.

Han Shuo todavía estaba donde mismo y tenía una mirada cruel y fría en su rostro. Lisa en su espalda cerro sus ojos con fuerza, hundiendo su cabeza en el cuello de Han Shuo, al no poder soportar ver la escena.

Un desastre sangriento de miembros cortados y carne desgarrada se mostraba alrededor de Han Shuo. Algunos pertenecían al Caballero Gryphon, algunos al grifo. Un grueso olor de sangre atacaba la nariz mientras Han Shuo estaba parado en una cabeza que estaba escurriendo lentamente fluido cerebral. Era como si acabara de ser bautizado por la sangre mientras estaba cubierto con ella, haciendo que su mirada luciera aún más aterradora.

De repente, el Caballero Gryphon emitió sonidos secos repentinos. Giró su grifo inmediatamente, tratando de escapar aterrado.

“¿Crees que eres el único que puede volar?” La mirada de Han Shuo se separó con una carcajada. Activó el “Arte de los Nueve Cielos Demoníacos” y se alzó en el aire, disparándose hacia el Caballero Gryphon como un rayo con Lisa en su espalda. Llegó detrás del Caballero Gryphon antes de que este último hubiera viajado demasiado lejos.

Dos lanzas de hueso se dispararon y apuñalaron la rabadilla del grifo, haciéndolo gritar agudamente. En realidad se dio la vuelta y se lanzó hacia Han Shuo con el caballero en su espalda. Después de la experiencia de su pánico inicial y el hecho de que su montura estaba cargando sobre Han Shuo por su propia voluntad, rápidamente entendió que Han Shuo también podía volar por el aire y que no había oportunidad para que él escapara. Por lo tanto, alzo su lanza y apuntó en contra de Han Shuo.

Cada Caballero Gryphon era al menos un caballero mayor. Por lo tanto, cuando levanto su lanza, se encendió con un aura de color verde oscuro, como si relámpagos plateados estuvieran viajando por el aire después de hacer uso del impulso del grifo para lanzarse hacia Han Shuo.

Han Shuo acababa de usar el Filo Cazador de Demonios para masacrar un Caballero Gryphon, junto a su grifo. Había una incontrolable sed de sangre elevándose en su corazón. Era como si hubiera una voz que lo estimulaba en su corazón que le decía que siguiera matando de una manera sanguinaria. Sucedió que proporcionaba la salida perfecta para sus emociones al ver la carga del Caballero Gryphon hacia él.

Han Shuo echó la cabeza hacia atrás en un largo aullido y voló con una mirada maliciosa. El Filo Cazador de Demonios no había parecido particularmente larga antes, pero con la circulación del “Glacial Mystical Spellfire”, una luz purpura y roja de dos metros de largo salía de sus puntas. La luz purpura estaba en el frente, y la luz roja se conectaba con el Filo Cazador de Demonios en la parte posterior. El arma parecía bastante mágica.

Incluso con Lisa en su espalda, la velocidad de Han Shuo no era mucho más lenta que la del Caballero Gryphon mientras volaba usando el Arte. Su yuan mágico circulaba a toda velocidad. Han Shuo emitió una intención asesina densa que parecía materializarse mientras un aura negra rodeaba su cuerpo. Cuando se veía desde lejos, la figura de Han Shuo con el Filo Cazador de Demonios en su mano era como una estrella fugaz cayendo hacia el suelo.

Una bola de un esplendor deslumbrante explotó de donde los dos se cruzaron, un ruido metálico ensordecedor reverberó en los alrededores. El hechizo de fuego infundido en el Filo Cazador de Demonios disparo una luz purpura de un metro, que choco en contra del aura de pelea emitida por la larga lanza. La lanza se convirtió inmediatamente en polvo mientras era devastada por el violento yuan mágico.

Un frío perforador de huesos inmediatamente se deslizó sobre el cuerpo del caballero. Él reaccionó, pero no tuvo tiempo de hacer un movimiento antes de que Han Shuo uniera un hechizo de fuego rojo de un metro de altura. Las venas de sangre en el brazo derecho del caballero que agarraba la lanza plateada de pronto explotaron bajo el frío penetrante y el ardiente calor. Sus músculos comenzaron a deslizarse de su hueso, como si hubieran sido empapados en ácido, mientras gotas de sangre escapaban de su brazo.

“¡No deberías haberme perseguido!” Han Shuo miró maliciosamente al horrorizado Caballero Gryphon. El Filo Cazador de Demonios comenzó a volar de acuerdo a su voluntad después y corto las garras de metal del grifo. El Filo Cazador de Demonios entonces descendió y corto el cuerpo del caballero y del grifo en dos, como si estuviera dividiendo una montaña. Sangre fresca salpico como lluvia cayendo hacia los árboles.

Los dos Caballeros de Gryphon ahora habían muerto de forma horrible en las manos de Han Shuo, pero Han Shuo realmente tenía un sentimiento de insatisfacción. Su corazón tembló mientras de repente volvía a sus sentidos, entendiendo finalmente porque tenía semejante deseo ferviente de matar y masacrar.

Desde que su magia demoníaca había alcanzado el reino del demonio verdadero, Han Shuo se había convertido completamente en un demonio. Era la primera vez que tenía un poder abrumador y le resultaba difícil controlar los impulsos profundos de su corazón, particularmente porque el siguiente reino era el más peligroso reino de “sed de sangre”. Cuando uno comenzara a entrar en el reino de la sed de sangre, el practicante comenzaría a tener el deseo de estallar en una masacre completa en todas sus batallas.

Era algo bueno que desde que él no había entrado aun en el reino de la sed de sangre, Han Shuo todavía podía controlar sus pensamientos y deseos. Sería más difícil controlar sus sanguinarios deseos una vez que alcanzara el siguiente reino. Él no podría parar una vez que él comenzara a luchar a menos que viera sangre, convirtiéndose en un demonio buscador de sangre extremadamente violento.

Exhaló ligeramente y en privado reflexionó que practicar la magia demoníaca era verdaderamente un camino perverso. Sin embargo, la excitación de pelear y asesinar de hoy le hacía sentirse muy bien, y todo su ser parecía moverse como una nueva persona.

“¡Allí, tras él!” Los gritos de batalla de caballos vinieron de la distancia. Han Shuo flotó en el aire y giró la cabeza, viendo que una tropa de caballería de la Legión Gryphon se acercaba rápidamente a él. Esa tropa estaba formada solamente por caballeros atados al suelo. Han Shuo no temía que no pudiera sacudírselos.

Resoplando fríamente, Han Shuo voló hacia abajo y tomó velocidad para retirarse cuando estuvo al nivel de los arboles.

“¡Sabes cómo volar!” Lisa de repente puso sus labios al lado de los oídos de Han Shuo en ese momento y exclamó con asombro.

Anuncios